Los cuentacuentos son actividades muy educativas y disfrutadas por los niños. En ellos puedes conseguir que estén un buen rato con los ojos fijos, abiertos como platos, al igual que los oídos, sin perderse el más mínimo detalle. Podemos hacerles reír, y sobre todo podemos enseñarles el valor y el poder de las historias. Por eso, en este post de Susan Beltrán te ayudamos a organizar uno.

Organizar una actividad de cuentacuentos puede resultar muy enriquecedor tanto para animadores como para los niños. El animador va a poder demostrar su frescura y espontaneidad ante el auditorio y los niños se van a ver involucrados en una actividad tan llena de elementos atractivos, que incluirán la lectura como una de sus aficiones preferidas.

cuentacuentos-biblioteca-torrente-ballesterCuentacuentos infantil. / Biblioteca Torrente Ballester

En relación a su atuendo, el cuentacuentos debería ir vestido de trovador, y si es necesario, con maquillaje. Es muy importante que se meta en su papel y realmente parezca un cuentacuentos y no una persona disfrazada para contar historias. La actuación debe estar cargada de realismo, cuidando al máximo hasta el más mínimo detalle.

Tiene que ir contando los cuentos de memoria, sin leerlos, e ir pasando de uno a otro relacionándolos entre sí. No puede hacerlo sin que el conjunto tenga un sentido lógico. Además, el cuentacuentos debe llevar un ritmo pausado, pero sin caer en el aburrimiento de los presentes, y esto lo conseguirá aportando datos nuevos en cada una de las frases que diga.

Además, el animador debe hacer suyo el texto de los cuentos, y puede incluir cosas que no estén en los mismos para hacerlo más atractivo. Asimismo, debe ensayarse la actuación previamente frente a alguien porque aunque creamos que nos sabemos los cuentos y los enlazamos bien, hasta que no los contamos en alto no sabemos exactamente cómo puede quedar la narración.

cuentacuentos-biblioteca
Cuentacuentos biblioteca. / Earthworm

El trovador debe provocar emociones, sensaciones y crear un interés en el espectador. Para ello, la colocación de los niños es indispensable. Éstos deben estar muy cerca, sentados preferiblemente en semicírculo para que el contacto entre el animador y los niños sea directo y pueda provocar en ellos todos estos efectos que pretende.

El narrador no debe utilizar muñecos ni dibujos para completar la narración, porque de esta manera conseguiría que los niños se distrajesen y no jugasen con su imaginación, siendo ésta la que juega el papel más importante en este tipo de actividades, ya que estimula su creatividad e imaginación.

cuentacuentos-libreria
Cuentacuentos librería. / CTJ Online

La entonación será muy importante. Deberá darse la entonación apropiada en cada parte del cuento para que la narración resulte atractiva. Habrá que crear suspense en los momentos en los que el cuento lo requiera, y habrá que utilizar diferentes tonos dependiendo de lo que trate la narración. Por ejemplo, si el cuento tiene partes de miedo, el animador puede gritar para mostrar el miedo de los protagonistas, o sollozar si el protagonista llora.

Los gestos también son indispensables durante la narración, ya que el animador debe expresar lo que está narrando. Si el protagonista del cuento está alegre, el monitor debe expresar exactamente esa alegría.

cuentacuentos-actuacion
Cuentacuentos. / Biblioteca Instituto Internacional

Se incluirán gestos graciosos, incluyendo onomatopeyas, que pueden hacerles reír en momentos determinados durante la narración. Los ojos y las manos también jugarán un papel muy importante puesto que atraerán la atención de los niños y además le darán mayor expresividad a la actuación del trovador.

En cuanto al estilo, los cuentos deben empezarse con frases populares como por ejemplo: “Érase una vez…” y deben finalizarse también con alguna oración como: “Colorín, colorado, este cuento se ha acabado”.

cuentacuentos-disfraz
Cuentacuentos y animación. / CTJ Online

Se pueden emplear repeticiones para que los niños conozcan mejor a los personajes y para que incluso en ocasiones puedan participar en la narración. Por ejemplo, si uno de los cuentos elegidos es el de “La Ratita Presumida” se pueden hacer partícipes a los niños cuando los distintos pretendientes van a pedir matrimonio a la ratita, y que todos digan a la vez: “ratita, ratita ¿te quieres casar conmigo?

Los cuentos elegidos pueden ser desde cuentos conocidos por todos, a cuentos nuevos e incluso inventados, pero siempre deben ir enlazados. Se pueden alternar entre cuentos realistas o cuentos con elementos de ficción. Los cuentos con protagonistas humanos o animales personificados pueden ser utilizados en este tipo de tarea, aportando variedad y evitando que la actuación resulte monótona.

cuentacuentos-pizarra
Cuentacuentos niños. / Biblioteca Instituto Internacional

¿Cómo hacer una buena selección de textos? Aquí vamos a darte una serie de ideas que podrían servirte para crear una sesión de cuentacuentos. En primer lugar se pueden buscar cuentos por temática, por ejemplo: fábulas, cuentos de princesas, cuentos sobre objetos animados, etc.

De ahí seleccionamos los que más nos gusten y buscamos entre ellos un eje argumental. Por ejemplo, las princesas buscan mascota y éstas buscan un juguete con el que pasar las horas.

El trovador puede contar a la audiencia que las princesas están muy preocupadas porque debido a los últimos avances en tecnología, sus historias están siendo olvidadas, ya que los niños no leen sus cuentos y pasan las horas jugando con consolas y juegos de ordenador. Entonces, han buscado a este trovador para que comparta con los niños sus historias y así éstas no sean olvidadas.

Cuentacuentos_infantiles
Cuentacuentos y personajes. / FotosIkustalaia

Y por último, no olvides hacerles reír, adapta los cuentos cuanto sea necesario para que estos estén cargados de humor y de elementos que les hagan reírse a carcajadas. Ésto les hará pasar un rato muy agradable que no van a olvidar con facilidad.

Susan Beltrán nació en Sevilla. Es licenciada en Filología Inglesa por la Universidad de Sevilla con un año cursado en la Universidad de Hannover.

Compagina su trabajo como profesora en una empresa de formación con clases para niños y escribe para diferentes blogs. Además, ha colaborado en numerosas ocasiones en animaciones infantiles en campamentos de verano.

Facebooktwittergoogle_plus